Entrevista para Oreja Tinta, 6 de abril de 2005

Entrevista a AB en Radio USACH, 6 de abril 2005

Programa RPPH, Oreja Tinta

OT: Estoy en un lugar desconocido para mi

OT: A ver, por favor, con quien estamos en esta ocasión, Adrián Barahona, por favor

OT: Tú ya sabías donde estábamos

OT: Por supuesto

OT: Te mueves rápido

OT: Claro, Adrián, bienvenido

AB: Hola, que tal

OT: Muy bien, bienvenido a tu lugar, ¡estamos en tu lugar!

AB: No, bienvenidos ustedes,

OT: Muchas gracias. A ver, cuéntenos. Usted es parte de un colectivo o algo así llamado RadioMacul. ¿Cómo nace esta idea de RadioMacul?

AB: Sí, no tanto como colectivo. La palabra colectivo no nos encaja demasiado porque… En algún momento sí fuimos un colectivo pero comenzamos a trabajar sobre la noción de colectivo, el concepto de colectivo, y nos dimos cuenta que esta forma de organizarse, que tenía que ver con mucha gente en simultaneo, a lo mejor no encerraba tan bien la noción de lo que era colectivo, de lo que era propio no solamente de cada uno, sino de lo que era propio de todos los demás. Decidimos no llamarnos colectivo y más bien esforzarnos en trabajar colectivamente, que es una apuesta, por lo menos a nivel personal, un poco más coherente.

OT: Hasta las lágrimas

OT: Oye Adrián, yo veo que este local lo están remodelando, están empezando a trabajar…

AB: Precisamente. Estamos en radio por lo que no pueden vernos los auditores, pero estamos remodelando. Nos pasamos la tarde del día de hoy pintando el local. Estamos tratando de incluir algunas nociones de calidez, nociones que sentíamos estaban un poco perdidas a raíz de la carga que tenía este local, la Trifulka, con los 8 años que lleva funcionando. Era y ha sido un espacio del rock. Esa es la noción que se tiene de la Trifulka. Queremos hacerlo un poco más cálido y un poco más amplio también. Queremos hacerlo un espacio en el cual, y esto se engancha claramente con la noción de colectivo, puedan coexistir las diferentes tribus –aunque la palabra me parece espantosa pero vamos a usarla igual- puedan coexistir, puedan respetarse y puedan celebrarse en su diversidad, osea, no solamente puedan tolerarse. Me parece que la palabra tolerar es una palabra bastante fascista. Yo tolero algo tuyo que me parece repulsivo. En el fondo eso es lo que estoy diciendo cuando digo tolero…

OT: Acá los chilenos hablan mucho de tolerancia, pero realmente no la practican para nada

AB: Date cuenta que la palabra tolerar significa tolerar algo malo. No significa celebrar algo bueno de ti, celebrar la diferencia. Significa “acepto que eres distinto y que eso que tienes de distinto es una cosa horrible pero la tolero igual”. Preferimos esa idea de celebrar la diferencia, y eso es lo que queremos hacer acá: que venga gente con las tendencias más variadas y puedan compartir un espacio el cual no necesariamente este cargado de una u otra alternativa, sino que estén todas presentes en simultaneo

OT: Por eso estamos presentes acá hoy día, hemos llegado a un lugar en el cual nos sentimos acogidos, porque nuestra tendencia es ¡¡!!

OT: Oiga Adrián, cuéntenos como se ve ese proyecto. ¿Ustedes tienen una página Web a la que se puede acceder?

AB: Si, para explicarlo hay que hacer un poco de historia. Es larga así que no la voy a contar completa y voy a resumir sólo los últimos 60 años… Noooo…

OT: Como si fuera Villalobos, viejo

AB: No. Básicamente nosotros somos los herederos de un colectivo, y en este caso si se trataba de un colectivo, que era la Toma Cultural Pablo de Rokha, nacido en lo que era el cordón Macul, en el campus Juan Gómez Millas de la Universidad de Chile, y que básicamente tenía entre sus objetivos trabajar la cultura como un concepto cotidiano, es decir…

OT: Como lo que debiera ser

AB: Como lo que debiera ser y como lo que entendió este poeta del que tomamos el nombre, Pablo de rokha. El tenía una revista y una editorial que se llamaba Multitud, cuyo subtítulo, el de la revista, era “del pueblo y la alta cultura”, es decir, no estamos hablando de una alta cultura ni estamos hablando de una cultura popular sino que estamos hablando de una alta cultura del pueblo. La cultura del pueblo también es alta cultura y la que hacemos cotidianamente también es alta cultura. Ese era el concepto con el que trabajamos en este colectivo, colectivo que finalmente se terminó de disolver allá por noviembre o diciembre del año, y esto me cuesta, tremendo, 2002 o 2003, no sé, por ahí. En ese momento empezamos a trabajar, a partir de una casualidad, en el Centro de Estudiantes de Ciencias de la Universidad de Chile, gracias a una persona que había trabajado con nosotros en la Toma Cultural, perdón, con quien habíamos trabajado en conjunto en la Toma Cultural, y que estaba implementando un proyecto de radio, radio al aire por parlantes en este centro de estudiantes. Tuve un recuerdo de infancia que tiene que ver con la caída de RadioMacul, que era la radio clandestina que existía en los ochenta en el cordón. Lo que hoy es filosofía era la ex biblioteca del pedagógico, había un par de cosas ocupadas en Juan Gómez Millas, lo que era el IPS y hoy la UTEM, el mismo Pedagógico el año 87 todavía no se escindía de la Chile… y como niño tuve la experiencia, no quiero adjetivarla, la experiencia, puntos suspensivos, de escuchar la última transmisión de RadioMacul durante un allanamiento bastante grande que hubo el año 86 si la memoria no me falla.

OT: Harto tiempo

OT: Tanto y tan poco, tanto que ha pasado bajo el río…

AB: Sí, a pesar de eso, lo que un poco nos movía es que nos dimos cuenta que estábamos en el mismo lugar, que era ciencias, la facultad de ciencia de la Universidad de Chile, habían pasado 20 años, casi, 17 o 18 años, pero había muchas cosas que estaban absolutamente vigentes. No vamos a hablar de un proyecto político vigente porque no es así, pero si vamos a hablar de ciertas emociones que yo creo que compartían quienes estaban en ese momento haciendo esas transmisiones, emociones que compartíamos nosotros también, una disconformidad con, para simplificar y en términos muy brutales, una disconformidad con un modelo impuesto. Había una disconformidad en el ochenta y pico con la dictadura y había una disconformidad en el caso nuestro con la entre comillas democracia. Había un disconformidad en el caso nuestro con la imposición de un modelo de cultura que no nos representaba en lo más mínimo y evidentemente había en los 80 una disconformidad con lo que en esos años se llamó el apagón cultural, osea un ausencia total de posibilidades de expresarse creativamente más allá de limites muy precisos. Entonces nos dimos cuenta que el nombre RadioMacul, y así empezamos a llamarnos desde ese momento, nos venía de perillas, y no sólo eso, además nos permitía, y esto se nos ocurrió en algún momento al ver un punto de red en esa sala, un punto de red a Internet, empezar a transmitir, pero ya no clandestinamente con ese watt de potencia que irradia ese kilómetro, sino que empezar a transmitir por Internet. Eso empezamos a hacer. Ese proyecto duró poco más de un año. Sentimos que fue muy exitoso porque nos escuchó mucha gente en todo el mundo, hicimos algunas transmisiones experimentales de TV, a través de eso hicimos contacto con gente de otras agrupaciones como demencia precoz, delirio orquestado, gente con quienes comenzamos a trabajar en conjunto y con quienes trabajamos en conjunto hasta hoy

OT: Había que aunar fuerza

AB: Por lo tanto ese fue el inicio de RadioMacul y eso fue lo que lamentablemente perdimos en abril de 2003

OT: Siempre los eventos negativos

AB: Quedan grabados profundamente, jaja

OT: Esa disconformidad cultural desemboca ahora en un proyecto que yo considero maravilloso, en este local ubicado en Irarrázaval, con toda la emotividad que tiene la Trifulka, los está haciendo trabajar en un proyecto en el que yo quiero ahondar, el concepto de copyleft

OT: Escuchemos un poco de música y después seguimos con lo del copyleft. Si a la gente la dejamos así con esa cosa de que ah, dijeron algo y no lo van a hablar altiro quedan ahí pegadas. Es tan bonito eso de dejarlos en stand by…

OT: Bueno, Adrián en esta ocasión nos trae una banda que esta muy relacionada con el proyecto que están haciendo acá, cuéntenos como se llama la banda

AB: Lo que vamos a escuchar ahora es la grabación hecha el día viernes, no tengo un calendario, 5,4, 3, sí viernes 3. Gracias, la voz en off de la conciencia me apoyo… el día viernes 3 grabó en la Trifulka Minga. Minga es un proyecto bastante interesante con el que hemos tenido contacto hace ya bastante tiempo. De hecho, ellos participaron en algunas de las tomas culturales Pablo de rokha y ahora hicimos una grabación como parte del proyecto del que no vamos a hablar ahora porque queremos dejar a los radioescuchas intrigados con esto del copyleft… entonces vamos con Minga

OT: Acabamos de escuchar Minga, unos chilenos que están perdidos en esta ciudad por tanto debes conocerlos. Somos Oreja Tinta, estamos con Adrián Barahona transmitiendo directamente desde la Trifulka. Hablemos de que es lo que ocurre con la cultura, cual es la visión que tienen ustedes del movimiento cultural de Chile, en cuanto a música, en cuanto a nuevas ideas… ¿usted quiere decir algo?

OT: Sí, que quedó pendiente el tema anterior el concepto del copyleft, yo quiero entrar a picar acá

AB: Sí, a ver. La noción de copyleft es más o menos la siguiente. Es un concepto que viene de la informática, a partir de cierta experiencia bastante curiosa que ocurre en la programación. Existe una posibilidad de producir programas, como los que uno usa habitualmente, de manera colectiva. La construcción de esos programas no necesariamente tiene una autoria definida sino que es, no vamos a hablar de fragmentos, sino que la construcción es y de manera muy precisa y en este caso la noción de colectivo funciona redonda, producidos colectivamente, osea, existe una producción colectiva de código que da lugar a un programa que nosotros podemos usar y que tiene un montón de ventajas, por ejemplo, al haber pasado por cientos o miles de manos, su calidad es alta, los errores son mínimos, etc., etc., etc. Bueno, esta forma de producir código, programas, llevó a un cuestionamiento practico de lo que viene a ser la autoria, porque cómo definimos la autoria si la producción del código esta realizada por más de una persona, de pronto personas anónimas, en lugares del plantea distintos, que tampoco están interesados en levantar una querella de derechos de autor sobre un determinado tipo en otro punto del globo. Se empezó a cuestionar en base a eso, se ha empezado a cuestionar esa noción de autoria en informática y se llego a un concepto que es el de copyleft, que es un juego de palabras.  En castellano, derechos de autor, en inglés copyright, right no solo significa derecho como en “yo tengo el derecho a” sino que también significa derecha… como en “el lado derecho”. El juego de palabra es…

OT: El lado derecho, el que más le gusta a usted

OT: Noooo, el lado izquierdo, de hecho yo tomo el copete con la mano izquierda porque así me curo más rápido…

AB: Es un juego de palabras que viene a involucrar esta nueva noción de autoria. La autoria ha venido siendo cuestionado por lo menos, no sé, 200 años, 150 años, 120 años… y da lugar a una discusión tremendamente interesante que a nosotros nos engancha desde cierta premisa, que es la siguiente: el cómo podemos, en otras disciplinas, y me voy a pegar un salto cuántico que no voy a explicar…

OT: ¡un salto cuántico!

AB: ¡Así que prepárese! Jaja. Entonces, cómo podemos empezar a aplicar en otras ciencias y en otras artes, y ahí me pegue el salto, estos cuestionamientos de la autoria de manera concreta y práctica, es decir, cómo podemos aplicar estas nociones del copyleft en informática, en el arte. Bueno, la verdad es que pensándolo muchísimo no llegamos a ninguna conclusión…. excepto a una

OT: Eso a mi me pasa a menudo

AB: Jaja… excepto a una, y a una bastante cruel porque ninguno de nosotros es músico, más bien venimos de otras disciplinas, en mi caso de la literatura. Es problema es que solamente encontramos la aplicabilidad inmediata en la música. ¿Qué quiero decir? Que hoy día podemos, sin cuestionar la presencia de autoria en términos materiales, pasar por encima de la noción de derechos de autor y mantener la posibilidad de éste de que siga viviendo de su obra, es decir, estamos hablando de mantener la profesionalización del arte y al mismo tiempo permitir que el arte sea un bien social. Mucho más concreto todavía, si hace 20 años atrás poner un estudio de grabación costaba una cantidad brutal de pesos o de dólares, hoy día ese mismo estudio de grabación se puede montar con un décimo del valor, se puede grabar con mucha mas calidad que la que se grababa hace 20 años y en la casa. Por lo tanto…

OT: Ese es un concepto totalmente revolucionario

AB: Lo es efectivamente y detrás de eso hay algo aun más revolucionario que es lo siguiente. Hasta ahí estamos llegando a la producción, estamos diciendo el artista produce esto, pero en otras artes pasa lo mismo. En fotografía hay un avance tecnológico, se puede producir… tener un pequeño laboratorio en la casa es más barato que hace 50 o 60 años atrás. En ese sentido el avance es relativamente paralelo. Lo que no ha ido en paralelo son los mecanismos de distribución. En el caso de la música hoy sigue existiendo un intermediario que se llama sello. Ese intermediario que se llama sello hoy pone su dinero para hacer la grabación y efectivamente logra grabaciones de muy buena calidad, pero también se queda con todo el rédito económico. ¿Y de qué vive entonces el músico hoy? Vive exactamente de lo mismo que nosotros proponemos que siga viviendo, es decir, de las presentaciones en vivo, con la diferencia que decimos, grabemos a un costo mínimo, difundamos gratuitamente –he ahí la gran diferencia- y en esa difusión estamos ganando que todos aquellos que no nos pueden escuchar mientras no pasemos por encima del modelo del sello, nos estén escuchando. Esa es básicamente la propuesta.

OT: ¡En que estamos metidos! ¡Estamos con una idea realmente revolucionaria! ¿Qué pensara de esto la scd?

OT: Es lo que me preguntaba cuando empezamos a trabajar a través de nuestra pagina con las tocatas online ¿está legislado esto? Es el problema o la idea es saltarse…

AB: Sí y no. Voy a citar lo que pasa con las patente de software en informática. Se ha legislado en el mundo sobre la noción de copyleft en software y ha habido un gran problema, una gran discusión, de hecho hubo una huelga en Internet. Muchas paginas que producían y difundían  código abierto bajaron sus paginas durante un cierto periodo de tiempo y en lugar de tener el índex habitual tenían una información que decía “no a la ley de patentes de software”. Una protesta que ha tenido su rédito porque en algunos países, sobretodo en la Unión Europea esto ha sido escuchado y la idea es que sea escuchado en todo el mundo. Efectivamente, como las leyes de derecho de autor, han sido armadas desde las nociones de derecho de autor, no contemplan los izquierdos de autor, es decir, no contemplan los derechos de autor a los izquierdos de autor. Evidente. ¿Debieran contemplarse? Yo creo que no, porque estamos hablando de una noción distinta de autoria. De lo que debiéramos hablar entonces es de ampliar las leyes de tal manera que sean creativas, es decir, no necesariamente cerquemos la posibilidad a esa noción que tenemos ahora sino que permitamos que todas las concepciones que se vayan formulando tengan cabida en una determinada ley y esto tiene que ver con la libertad. Esto ya es un discurso absolutamente personal, pero creo que el temor a la libertad es el que nos hace dictar leyes que cerquen y restrinjan nuestra libertad de tal manera que actuemos única y exclusivamente en ese circuito. Que las leyes fallen cuando a alguien se le ocurre algo nuevo es porque son tan imperfectas en la medida en que restringen nuestra libertad. Creo que efectivamente se debe legislar en torno a los izquierdos de autor y creo que de la misma manera como se debiera permitir que los izquierdos de autor tengan una… debiera garantizarse que todos aquellos creativos que trabajen con esta noción, aseguren su autoria material para que no haya terceros que comiencen a lucrar con los derechos de autor que ellos han formulado como izquierdos de autor, que es lo que ocurre. Un gran problema de las patentes de software libre es que uno dejaba abierto el código y llegaba otro y lo inscribía

OT: No faltaba, algún chileno

AB: Exacto, como el que inscribió la luna… No, entonces, yo creo que hay que legislar de tal manera que exista una protección a la libertad que evidentemente no implique restringir la libertad al otro pero que también implique permitir hacer lo que quiera con mi código o con mi creación. Eso hoy no pasa. Hoy estoy obligado a registrar, no en la SCD, sino en el registro de propiedad intelectual, mi obra, y yo no quiero hacerlo así pero tengo que hacerlo porque si no llega otro y lo hace por mi. Es el problema practico que existe hoy

OT: En ese concepto, tu actualmente estas promocionando que vengan nuevas bandas a la Trifulka. Tienes acá en la trifulka un aparataje montado par grabar, de hecho lo que escuchamos, Minga, ¿es algo que se hizo acá? ¿Fue una tocata en vivo? Para mas adelante eso se viene naturalmente…

AB: Sí, fue grabado en vivo… sí, no tan naturalmente sino mas bien intencionalmente. Esa es la idea, la apuesta original que partió… Nosotros nos hicimos cargo de la Trifulka en febrero o marzo. Febrero fue marcha blanca, marzo ya estábamos trabajando. La apuesta fue hacer una producción semanal. Estamos atrasados pero a pesar de eso creemos que podemos llegar a cuarenta producciones de aquí a fin de año. Estamos grabando dos bandas por noche. Todas las bandas que vengan a presentarse son grabadas con calidad digital a 6 pistas, por lo son trabajos que se pueden retocar. La banda se lleva las pistas y hace lo que quiere con ellas, nuestra labor en ese sentido termina en el momento en que publicamos la grabación en Internet. Estamos intentando hacerlo no solamente a través de nuestra pagina sino también a través de redes p2p como emule o kazaa, que tienen bastante adeptos, por lo tanto, gusta, eso gusta, poder bajar una tocata entera, con carátula, hacer el disco en tu casa si te gusto la propuesta de la banda

OT: A mi me gusto la propuesta, en definitiva los sellos lo único que hacen es robarle a la música, es un trabajo quizás mas fácil y tradicional… cuéntanos Adrián como se contactan las bandas, como paso con Minga

AB: Hay muchos flujos. Está la gente con la que hemos trabajado anteriormente como RadioMacul , está la gente que llega al local, la gente heredera de los 8 años en que el local ha estado funcionando y que ha sido definitivamente un reducto del rock, está la gente que llega a través de la pagina. En ese sentido hay afluencia por distintos lados y estamos abiertos… de hecho, paso la noticia para las bandas, para quienes quieran tocar tenemos nada mas que dos requisitos, uno es que nos traigan un demo para poder ponerlos en el día adecuado y dos, es que la banda tenga una propuesta que nos parezca tenga continuidad. ¿Qué significa que nos parezca tenga continuidad? Uno, que no hagan covers, que estén haciendo música original propia, y dos, que nos convenzan de que existe una continuidad…

OT: ¿Dónde pueden contactarse?

AB: Tremendamente fácil.  Somos bastante poco exigentes, aceptamos demos en cassete, un ensayo al aire, nos da lo mismo, así que quienes no tengan un demo en estudio no hay problema. La forma de hacernos llegar el demo son re simples. Irarrázaval 2188, Ñuñoa, entre Marchant Pereira y Antonio varas. Estamos acá habitualmente desde la 4 de la tarde de martes a sábado. Esto es la Trifulka café bar. La otra opción es contactarnos por Internet www.radiomacul.net. Ahí aparecen los correos electrónicos y las otras formas de comunicarnos como el teléfono que también lo voy a decir: 2694051

OT: 2694051… ¿Qué les parece si vamos a escuchar de nuevo a Minga?

OT: Fabuloso, me ha gustado bastante su fusión con algo de hindú, oriental, mapuche… Quiero escuchar más… vamos con Minga

OT: Voy a tomar el micrófono para hacerle una preguntita a Adrián, esto del copyleft lo encuentro bastante interesante. La idea de encontrar estas bandas tiene sentido con el hecho de hacer por este derecho de autor, izquierdo de autor, que halla un registro previo para hacer valedero esta autoria en el futuro, yo veo que lo que esta haciendo RadioMacul es hacer una registro para que puedan ser bajadas a través de la Internet -y con caratulita- esto aporta realmente a este principio que ustedes tienen. ¿Esa es la idea, mostrar una gran cantidad de bandas para que puedan ser escuchadas por todos?

AB: No… jajaja!!! Sabes que no se me había ocurrido pero es interesante… Efctivamente el hecho de que exista un registro implica una prueba de autoria, no se me había ocurrido

OT: Lo que yo le digo es que hace 50 años un músico podía ir y grababa en una cinta magnética y después iba e imprimía los discos, entonces este concepto es bastante antiguo, ustedes…

AB: Si, mira. Ese aspecto no lo había pensado, pero es cierto… pero no estamos hablando del registro. Lo nuestro no tiene que ver con una cosa catalográfica, de armar un catálogo de 200 grabaciones, tiene más bien que ver y esto entra en nuestras discusiones internas como RadioMacul, tiene que ver con la creencia de que en la medida en que aumenten en términos cuantitativos, es decir, en la medida en que mayor cantidad de bandas vayan teniendo registro de su trabajo y ese registro vaya siendo difundido, la calidad del producto que nos vendrán presentando los creativos en el futuro será mayor, es decir, mientras mayor sea la cantidad de creación, también mejor es la calidad de esa creación en el futuro. Hoy día estoy segurísimo, puedo apostar lo que sea, que hay una cantidad de propuestas marginales de las cuales no tengo idea y me encantaría escuchar, y también estoy seguro que algunos músicos que están creando también les gustaría escuchar esas propuestas que no han escuchado, y estoy también seguro que esas propuestas serian un aporte a su misma creación, por lo tanto la apuesta va por ese lado. Mientras mayor sea la difusión y mayor sea la cantidad de bandas que podamos difundir, también va a ser mayor el corpus previo a la creación sobre el cual podemos trabajar y creo que eso también influirá directamente en la calidad de las posteriores producciones. Esa es básicamente la idea en términos del por qué del registro

OT: ¿Le quedo claro? Le recordamos que estamos en RPPH conversando con Adrián Barahona, gestor cultural de RadioMacul que esta trabajando desde la trifulka. Le recordamos que se pueden conectar a www.orejatinta.cl y rescatar las grabaciones de Minga que estamos pasando en esta edición. Adrián, últimas palabras para despedirnos esta tarde…

AB: ¡Pero tan pronto! Me habían prometido que eran tres horas… ¡Me engañaron! ¡No acepto que pasen esta grabación! ¡Tengo derechos sobre mis palabras! ¡Jaja! ¡Respeten mis izquierdos! Jaja… Bueno, agradecerles, espero que sigamos trabajando con muchas cosas en conjunto y nada más, invitar a quienes están escuchando y que tengan alguna propuesta que hacer… tenemos el espacio de la Trifulka no sólo para trabajar en este proyecto sino para trabajar en cualquier otro tipo de proyecto que nos parezca creativo. Las alternativas están mucho más allá de lo que yo pueda hoy imaginar, por lo que no voy a decir jamás que acá hay espacio para ciclos de cine ni para teatro… las alternativas son infinitas y a mi hoy no se me ocurren mas de las que ya conozco.. Nada más, esto esta abierto, la Trifulka, www,RadioMacul.net es la pagina. Ahí hay información de las cosas que estamos produciendo y ah… voy a pasar un aviso… como dije hace algún rato nosotros hemos trabajado cercanamente con dos colectivos, Delirio Orquestado y la compañía de teatro aéreo Demencia Precoz. Con Demencia, y aquí viene el aviso, estamos realizando una temporada pedagógica. Estamos enseñando las técnicas que se usan para montar los espectáculos, en este caso, teatro aéreo. Son 6 o 7 talleres que se están implementando y la última posibilidad de inscribirse es este sábado, es decir mañana, desde las 11 de la mañana en el local de la FECH, en calle periodista José Carrasco Tapia, al final, al fondo de la calle desde vicuña Mackenna. Trapecio, tela, mimodrama, maquillaje y dos clínicas en las que participo. La de DJ y la de VJ. VJ, para quienes no lo saben, son videos en tiempo real, 3d, etc. así que a los que les interesa, ya saben, el sábado desde las 11 de la mañana ultima posibilidad de inscribirse.

OT: Eso esta poderoso, 3d, video, audio… yo a veces ando con mi radio a pilas y escucho el partido de los domingos y me siento en la última

OT: Señores, ha sido un placer. Estamos transmitiendo desde la Trifulka. Las gracias a Adrián, muchas gracias por habernos recibido en su nuevo hogar. Les recordamos a todos que asistan, que más nos queda decir

OT: Que nos escuchen todos los viernes a las 14:30 en el 94.5 Radio USACH y visiten nuestra pagina www.orejatinta.cl, ahí esta toda la información online

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *